Viruela Aviar (Autor D. Jordi Serapio)

La Viruela Aviar también conocida como difteria aviar, difteroviruela, epitelioma contagioso de las aves, enfermedad de Kikuth, es una de las enfermedades mas antiguas de las aves de que se tenga noticias, afectando especies domesticas y silvestres de cualquier edad y sexo, pero no hay evidencia que demuestre que el virus que enferma a las aves infecte además a las personas u otros mamíferos domésticos como perros y gatos.

La viruela aviar es causada por un poxvirus (Poxviridae es una familia de virus de ADN relacionados entre sí llamados poxvirus, infectivos para animales.) que causa lesiones citoplasmáticas características en el tejido epitelial afectado. El virus se desarrolla bien en la membrana corio-alantoide de huevos embrionados y en cultivo celular.

En la membrana corio-alantoide, prolifera determinando el aparecimiento de lesiones focales y difusas, visibles al ojo humano.

Tipos de virus de la Enfermedad

Existen varios subgrupos de poxvirus de viruela aviar en la naturaleza. Los más conocidos son los virus de: gallina, de paloma, de pavo y de canario. Una particularidad interesante del virus del canario es que puede causar lesiones cutáneas en la gallina, pavo y pato.

Además en la paloma, de las lesiones cutáneas, puede causar también infecciones generalizadas. Los canarios no son sensibles al virus de la gallina, pavo o paloma.

Últimamente nuevo tipos de virus vienen encontrándose causando la enfermedad en aves silvestres, ellos presentan semejanzas entre si, en sus propiedades físico químicas y también como su crecimiento en los cultivos celulares demuestra, forman parte de nuevas variedades de poxvirus, muchas especies de aves son sensibles a mas de un tipo de virus, hay una tendencia de afirmar que existen en la naturaleza tipos de virus mixtos que son capaces de infectar a mas de una especie de ave.

En las aves silvestres por ejemplo, ciertos poxvirus son patógenos para algunas especies, y no lo son para otras. Varios trabajos de investigación vienen siendo hechos con la finalidad de verificar la patogenecidad de los linajes víricos que ocurren en las aves silvestres y su comportamiento en las especies domesticas, estos estudios son importantes para la industria avícola, pues las aves silvestres representan una constante amenaza a la salud de las aves de granja.

Transmisión de la Viruela Aviar

El poxvirus se transmite por contacto directo entre el ave enferma y el ave sana. El virus penetra a través de líquidos en contacto con la piel y de lesiones de la mucosa y de la picadura de artrópodos. Estos últimos son considerados vectores mecánicos de virus.

Entre los artrópodos, los mosquitos del genero culex y aedes y los ácaros demanyssus y argas, son citados como los principales vectores de virus.

Igualmente importante es el hecho de que la transmisión de viruela puede darse a través de comederos, bebederos y otros utensilios contaminados por el virus. También las mismas personas que tienen contacto con un animal enfermo pueden vehicular la enfermedad llevando partículas infectantes de virus en los zapatos, ropas, etc.

Los estudios experimentales de la infección demuestran que el poxvirus no es capaz de penetra a través de la piel sana, pero basta una pequeña herida para que se instale la enfermedad. Hay citas en la literatura de transmisión de la viruela a través de la vía nasal, subcutánea, endovenosa y sobre la piel de donde se arrancaron plumas, en este caso, la penetración del virus se daría por el folículo de la pluma.

Viruela Aviar: formas de la enfermedad

La viruela puede presentarse bajo tres formas: cutánea, diftérica y cutáneo-diftérica.

Forma cutánea de la viruela aviar

La forma cutánea se manifiesta por la presencia de nódulos localizados principalmente en las regiones sin plumas. En los canarios, ellos se localizan con mayor frecuencia en las extremidades de los dedos; en otras especies de aves, la región de la comisura del pico y la región peri-ocular son las más afectadas.

En los pies, la lesión inicial surge alrededor de la uña y se presenta como una proliferación epitelial de coloración blanquecina y con aspecto húmedo. Con la evolución de la enfermedad se transforma en un nódulo que adquiere grandes proporciones.

Dos imágenes donde se muestran las lesiones del poxvirus en las patas.

Forma diftérica de la viruela aviar

La forma diftérica se caracteriza por la formación de pequeñas pseudo membranas localizadas en la cavidad bucal, faringe y laringe.

La lesión inicial se presenta como una pequeña placa redondeada de color blanca. En seguida surgen nuevas lesiones que acaban por unirse y aparecen extensas membranas que están fuertemente adheridas a la mucosa, provocando sangrado en caso de ser removidas. Unos de los grandes problemas de la forma diftérica en los pájaros es el taponamiento de la laringe, por la membrana, provocando asfixia y muerte.

Forma cutáneo-diftérica de la viruela aviar

Esta forma es menos común, y en ella hay asociaciones de lesiones en la piel y de las pseudo membranas en la mucosa.

Síntomas de la Difteria Aviar

En la forma cutánea, los síntomas iniciales dependen de la locación de los nódulos en el cuerpo del ave. Si ellos están localizados en los pies, el ave tendrá dificultad para apoyarse en el posadero, y deberá mantener uno de los pies en el aire. La proporción de nódulos crece, aparentemente el dolor también aumenta y muchas veces el ave desciende para el fondo de la jaula y allí permanece apoyada sobre los tarsos.

Si las lesiones están localizadas en la región del pico, el ave procurara ingerir los alimentos blandos, dejando de lado aquellos que puedan provocar dolor, tales como los granos de semillas duros.

Cuando los nódulos están localizados alrededor de los ojos, o en otras regiones de la cabeza, el ave tentara refregarlos en las rejas de la jaula o también en el palo, es muy común que haya contaminación secundaria en las lesiones cutáneas por bacterias, principalmente staphylococcus aureus, apareciendo la formación de pus.

Cuando los nódulos se localizan en las proximidades de los ojos, pueden adquirir grandes proporciones, en este caso pueden perder la visión. Muchos animales perecen cuando sufren de esta forma de dolencia, pues no consiguen alimentarse, una vez que la deficiencia visual impide que ellas encuentren su alimento.

En la forma diftérica, los síntomas se relacionan con la localidad bucal, faringe y laringe, afligiendo también otras partes del tracto digestivo, las perturbaciones orgánicas digestivas y respiratorias son frecuentes.

Uno de los primeros problemas que el ave afectada por la forma diftérica presenta es la dificultad para ingerir alimentos. Las placas blanquecinas generalmente se extienden por toda la cavidad bucal, inclusive la lengua y el paladar. En la fase final de la dolencia, toda la mucosa de la boca se muestra tomada por extensas camadas de tejido de coloración blanquecina.

Las aves padecen de gran sufrimiento y cuando las pseudo menbranas se sitúan en la laringe, la dispnea se presenta; es inicialmente discreta y de poco se va agravando causando la muerte por asfixia.

Durante el curso de la enfermedad las aves se presentan soñolientas, abatidas, pierden el apetito, enflaquecen y muchas veces sufren de diarrea. Las perturbaciones del tracto respiratorio se traducen por: secreción nasal acentuada, estertores, y dispnea. Cuando ha comprometido los senos infraorbitarios hay concomitantemente edemas de cara y cabeza.

Lesiones que causa la Viruela Aviar

Las lesiones pueden ser encontradas tanto en la piel como en los órganos internos. Las lesiones cutáneas aparecen conforme ya fue dicho bajo la forma de nódulos que tienen un crecimiento rápido.

Las células epiteliales sufren un proceso de tumefacción y presentación citoplasmáticas llamadas inclusiones de Bollinger, en el interior de las cuales encontramos los corpúsculos de Borrel, que son considerados como corpúsculos elementales del virus.

Este proceso en la célula es acompañado de la degeneración y destrucción del núcleo. Las lesiones de la piel tienen un carácter prolífico, caracterizado no solo por el aumento de volumen de la célula epitelial, sino también por el aumento del número de células.

En la forma diftérica, las lesiones de la mucosa del tracto digestivo se caracterizan por la formación de las pseudo membranas de coloración blanquecinas. Ellas pueden también afectar los senos nasales.

En los órganos internos tenemos las siguientes lesiones: esófago y buche con lesiones diftéricas que pueden raramente aparecer también en el intestino, bazo e hígado hipertrofiado; pericardio espesado con cavidad pericárdica conteniendo exudado; neumonía y sacos aéreos turbios.

Viruela Aviar: Diagnostico

El diagnostico clínico puede ser establecido a través de observaciones de las lesiones cutáneas o diftéricas.

El diagnostico de laboratorio puede ser realizado inoculando fragmentos de los nódulos de la piel, y órganos del tracto respiratorio, en huevo embrionado vía membrana corioalantoide.

El examen histopatológico de las lesiones permite al patologista identificar los corpúsculos de Bollinger, y es uno de los métodos mas seguros para llegar al diagnostico de la dolencia.

Otros métodos de diagnostico también pueden ser usados, pero son mas complejos y por lo tanto poco aplicados en la rutina de los laboratorios. Son ellos: virus neutralización, test de inmunodifusión y precipitación.

El diagnostico diferencial será realizado con: candidiasis (en la forma digestiva) y avitaminosis A.

Viruela Aviar: Pronóstico

Cuando en la forma cutánea, las lesiones son aisladas, el pronóstico es bueno, pero el aparecimiento de muchos nódulos agrava el cuadro clínico.

En la forma diftérica, el pronóstico es siempre muy grave, con alto índice de mortalidad.

Tratamiento de la Viruela Aviar

No hay un tratamiento eficaz para la viruela aviar, en tanto tratándose de aves de compañía, podemos tentar la recuperación del animal suministrándole vitaminas «A» ayudando a la regeneración epitelial, el uso de antibióticos que actúen bien sobre bacterias gram positivas es útil cuando hay infección por staphylococcus aereus.

En estos casos, lo ideal es que sea hecho el cultivo y antibiograma para poder escoger el antibiótico más eficaz.

La limpieza de la cavidad bucal con medicamentos a base de carboxisulfamidacrisoidina o nuevoarsenobenzol, parece traer algún alivio para el ave que sufre la forma diftérica de la enfermedad.

Para aplicación tópica en las lesiones cutáneas podemos hacer uso de la glicerina yodada, de cremas con acción antiinflamatorias, antipruriginosa y cicatrizantes. El uso del siguiente preparado: cromato de mercurio (1 a 3 %) en alcohol a 70 grados con trazos de acetona, dos veces al día, durante una semana, trae algún beneficio al tratamiento de los nódulos.

Vacunación contra la Viruela Aviar

La vacunación de canarios ha sido objeto de estudio por varios estudiosos, y ya fueron fabricadas vacunas que confieren protección a estos animales, a partir del virus atenuado a través de centenas de pasajes en cultivos celulares.

Profilaxis

Al adquirir nuevas aves, dejarlas en cuarentena después de un cuidadoso examen clínico.

Combatir mosquitos, ácaros y cualquier otro vector de la dolencia.

En caso de dolencia, aislar a las aves enfermas y medicarlas en caso de que se trate de aves de estimación; en los grandes criaderos la medida de profiláctica correcta seria el sacrificio de los enfermos y quema de los cadáveres.

Desinfección rigurosa de las jaulas, viveros y utensilios.

Mantener la vigilancia permanente en las aves sanas que tuvieron contacto con las enfermas.

Administrar vitamina «A» a las aves sanas como preventivo, para la protección del epitelio.

ORIGEN: The Wayback Machine – https://web.archive.org/web/20120621081836/http://aviarioangelcabrera.com/articulos/viruelaaviar.htm

Página Principal